Ocio Alicante

Actualidad y noticias de ocio, cultura y eventos de la provincia de Alicante

Publicidad Skyscrapper Horizontal

Publicidad Skyscrapper Horizontal

- Portadas Nuestras aventuras

Cinemacar «Grand Opening» ¿Mito o realidad?

En este artículo detallamos nuestras experiencias de este de por sí gran proyecto al que deseamos siga muchos años con nosotros. El equipo de Cinemacar hizo un muy buen trabajo, aunque ¿dónde acaba el mito y empieza la realidad? Aquí intentamos mostrar nuestra percepción. Opiniones habrán muchas, esta es la nuestra. Juzguen ustedes.

Llega un nuevo concepto de ocio y entretenimiento para quedarse. ¿Qué queremos? ¿Cine? ¿Cena? ¿Concierto? ¿Cinemacar? Si, amigos, las 4C que muchos queremos en una sola. Aquí empieza el mito. Mostremos la realidad.

El pasado jueves 11 de junio inauguró en Alicante Cinemacar, un autocine que parece un autocine, pero es más un resort de ocio y gastronomía. Un centro de ocio y restauración al aire libre, aunque con la particularidad de que se cobra entrada, al que imaginamos irán complementando con más servicios y mejoras.

El viernes 12 de junio aceptamos la invitación de Cinemacar a visitar sus instalaciones, Un lugar en el que, lo primero que percibimos es que no hay taquilla física. Las entradas se compran directamente online desde su página web para que luego al llegar a la zona de bienvenida un empleado proceda a realizar el check-in de las mismas y derivar a los coches a sus correspondientes áreas.

Desinfección del coche

Antes de llegar al aparcamiento del autocine, nos hacen pasar por un área de desinfección. Pensábamos que nos iban a limpiar el coche, así que llevamos el coche «algo marrano» 😁,…. pero no amigos. Procediendo a subir primero las ventanas del coche para no mojarnos, un chorro rápido con la pistola de agua a presión y listo. No se pueden entretener mucho en esta maniobra, pues hay muchos coches para pasar ese arco de desinfección anti COVID. Al final tuvimos que poner el limpia en marcha. No veíamos nada. Aun pensamos, «Dr. Simón, ¿los coches transmiten el coronavirus? ¿necesitan mascarilla? – Como siempre le digo, lo estamos estudiando o trabajando en ello,… de momento sabemos que aun muchos contaminan» 😉. No somos expertos en la materia, pero suponemos que si hay virus, estarán dentro con la gente, y como la desinfección de interiores no está disponible de momento, ahora no vemos esa maniobra necesaria. En fin. Como mucho, que nos limpien bien la luna delantera si lo necesitamos, para ver bien la peli. Eso sí que es un detalle. Os dejamos más información de dónde se puede esconder ese «bicho».

Perdidos en el laberinto

Nos indicaron que teníamos que llegar a la zona de cocheras, o aparcamiento del autocine. Por un momento llegamos a un lugar que, supongo arreglarán, sin asfalto. Fue horrible, llegar a lo que parecía un callejón sin salida. Lo primero que pensamos. «Ale.. nos damos media vuelta y nos volvemos a casa». Llegamos a una zona a medio asfaltar. Veíamos una valla blanca hasta donde alcanzaba la vista. Y nos preguntábamos, «¿y ahora qué?, ¿nos volvemos? ¿por dónde vamos?». Aquí había que hacer un «acto de fe». El acto de fe era seguir hacia delante para chocarnos si acaso con la valla blanca del fondo. Y ¡¡¡zas!!! , milagrosamente nos encontramos con una calle a la derecha al fondo. ¡Aleluya! dijo el señor. Por fin nos enfilamos ante la ansiada zona de cocheras. «Sres. del cine.. un cartelito con una flecha al final del pasillo no vendría mal.«

Conciertos

La verdad es que realmente los conciertos se disfrutan de cerca. El distanciamiento social también hace que se noten muy, muy fríos. Más aun si el público son «coches». Los artistas no ven esos brazos arriba, no perciben el calor de los aplausos, quizás algún destello de un faro o el pito de un claxon. Desde la parte de abajo pues, el panorama es desolador. La música suena por los altavoces del recinto, pero es como si escucháramos la radio. No obstante el mejor sitio es la zona Garden, la zona más cercana a la pantalla. Disfrutaremos lo más posible de la actuación. La potencia de sonido, también nos llama la atención. La música llega, pero como una brisa de verano. A muchos nos gusta que suene algo más fuerte. Aunque recordemos que son las instalaciones de un autocine. Pueden que dejen ese equipo de sonido, o le pongan más potencia en un futuro. Ya dependerá del número de conciertos que hagan y de las ganas de la gente.

Aparca cerca y disfruta

El empleado de la entrada nos indicó que nos pusiéramos donde quisiéramos. Vemos que hay que llegar con tiempo. Entremos 20 minutos antes de la actuación y ya estaba medio lleno.

Las posiciones estrella, pues… cerca de la pantalla. Y no, no pensemos que cerca va a ser peor, ya que cerca está lo que han denominado la «Zona Garden», un cercado con césped artificial y palmeritas, que hace la función de cine de verano, en la que no hay coches. Así que tranquilos que no tendremos un dolor de cuello luego.

La pantalla más grande de Europa se nos puede quedar pequeña

La pantalla aunque sea la más grande de Europa, se contrarresta con que es el autocine más gran de Europa. ¿Qué quiere decir? Pues lo más probable es que no notemos la diferencia con otros autocines, y más aun, puede que la veamos diminuta, tan grande como la de nuestro navegador GPS (Como vemos en la imagen). Todo dependerá de si estamos más o menos cerca de la pantalla.

Otra cosa que percibimos es que el aparcamiento no está en pendiente hacia la pantalla como están en el Autocine El Sur. Toda las instalaciones están sobre un solar prácticamente plano, y si hay alguna pendiente es casi imperceptible. Para solucionar esto pues han dejado un hueco razonable entre filas y estratégico alzado la pantalla sobre el escenario de conciertos.

Desinfección de personas

Después de una larga espera en la zona de prensa, eso sí con muchas muestras de cariño hacia los medios, con buena bebida, comida y una fresca sombra, después de la rueda de prensa, nos invitaron a conocer el recinto. Nos presentaron el «arco de desinfección» para personas. Antes describimos el de coches, ahora os informamos de este otro. Y no, no es un empleado echándonos agua a presión, aunque cuando llegue el calorcito pues llegará el momento de que nos encantará una buena bañà alicantina. Pues bien, un guardia de seguridad nos indicará la posición y dónde poner nuestros enseres delicados. Del marco de la puerta saldrá unos chorritos de suponemos algo desinfectante, pero que no mancha y fresquito, de manera vaporizada. Y limpitos. Eso sí, se recomienda venir aseaditos de casa. No limpia la roña ni los chorritos son de un líquido absorbe olores 😄. !Y ya dentro al fin, sin enfermedades!. Bueno, ejem, … un poco de sentido común. Lo que tenemos claro es que si vamos enfermos al cine, ni la desinfección del coche, ni los chorros que te tiran en el cuerpo te van a curar, ni van a desinfectarte al 100%. Así que, no vayamos si estamos enfermos. Seamos responsables.

Palcos VIP

Ya dentro fuimos a inspeccionar la zona VIP. 3 filas de palcos de distinción con 6 asientos, en 3 pares de 2, cada palco, con su correspondiente gel hidro-alcohólico. Notamos más una zona de «aislamiento» del resto más que nos ofrecieran un servicio superior. Las ventajas son tener camareros a nuestra disposición en cualquier momento, sonido envolvente para nosotros solos, la de estar aislados del resto de la plebe y en una zona elevada. Las desventajas vienen de la misma ubicación de la zona VIP. Recordamos que venimos a ver una película o disfrutar de un concierto, no a tomar una copa. A casi 100 metros de la pantalla, ésta se ve minúscula, y no digamos si queremos ver a los cantantes de nuestro grupo favorito en el escenario. No vimos servicios WC en los palcos, aunque están relativamente no muy lejos. Pensamos que habrá que bajar allí abajo… «uff.. donde los demás, o sea no» 😄. Ya no sabemos si entra en el servicio que traigan la comida de algún restaurante o unos helados para los nenes. Qué menos a 100€ el palco si no podremos disfrutar de manera «supreme» la película o el concierto.

A cenar

Bajando a la zona cocheras ya todo fue dándonos un mejor sabor de boca. La jet-set de la gastonomía a nuestros pies. ¡Qué bien huele! No nos fijamos en los precios, vaya, pero de seguro, no vamos a encontrar comida de baja calidad. No va a ser el sandwich mixto de tu abuela, vamos.. jeje. Todo rico, rico… superior 😋 seguro. Un ejército de Food-trucks estará a nuestros pies para ofrecer a nuestro paladar toda su gran sabiduría gastronómica: pizzas, hamburguesas, parrilladas, snaks, helados y hasta un puesto de ricos churros, crepes, gofres y chocolate. En concreto existe actualmente un asador argentino, un restaurante mexicano, una pizzería con pizzas al horno realizadas al momento, una hamburguesería gourmet con carne de primera, una heladería La Jijonenca con helados artesanos, una churrería y un barra con refrescos, cervezas y licores. Ya si queremos ver la peli desde la terraza del restaurante, y pasar de estar confinado en nuestra cabina de nuestro vehículo, podremos reservar, aunque no vemos la opción de reserva en uno concretamente.

Aseos COVID

Una cosa que queríamos comprobar era el funcionamiento de estos aseos «anti COVID». Lo que no queremos es pillar un patatús por ir a hacer pis, que no estamos para sustos. Vimos que estaban en perfecto estado. «Sí, mi capitán. Todo limpio, mi capitán. Retrete limpio, y en perfecto estado de revista» 😉. En el equipo de limpieza percibimos 2 operarios realizando las tareas de limpieza. Y no, no es cuando terminamos de usar el servicio, entran, y limpian de manera inmediata, aunque limpiarán de manera exhaustiva, no lo dudamos. La luz del aseo se pone roja cuando alguien abre la puerta, mientras detecta movimiento o se pone el pestillo. Al salir, durante unos segundos está la luz roja, suponemos para una correcta ventilación, y es entonces cuando la luz se pone verde y podemos entrar. Del agua de los grifos, sí, ecológicos. Sale un chorrillo. Pero en fin, miremos por el planeta.

Mascotas

Recordamos por un momento de que habían habilitado una zona para nuestras mascotas. Después de un ratito caminando pues llegamos a la entrada. ¡qué decepción! . Lo siento por mi Toby. Lamentablemente esta zona no está inaugurada aun. Esperábamos una zona con alguna atracción para que nuestras mascotas jugaran un rato de otra manera, y tan solo encontramos un contenedor. Bueno, al menos higiene había. Y para que Tobi haga sus caquitas y marque la zona como de su propiedad 😉, pues nos conformamos de momento. De la prometida zona de agua potable pues de momento deberemos esperar.

A ver la peli

Y llegó la hora de la gran peli. No pillamos buen sitio, pero, «algo es algo dijo un calvo». Para escuchar la película tendremos que sintonizar con la radio de nuestro coche la emisora de radio del cine, en el 93.7 de tu FM o desde nuestras sillas, delante del coche, con el sonido exterior, al fresquito, disfrutando de la noche y sin el aire acondicionado.

Precio

De los precios en comparación con otros autocines, son claramente más caros. El autocine Drive-In, cobran a 5€ por persona y sin pagar por coche. Le sigue el autocine El Sur en el que cobran 6€ euros por persona y un suplemento de 3€ por el vehículo. Este autocine nos ofrece el feliz día del espectador, a 4€ por persona más 2€ de coche . Llegamos a Cinemacar ya precios algo superiores, a partir de 20€ dos personas hasta 100€ los palcos. Para que la métrica sea comparable y no nos hagamos líos con sus estrategias comerciales podemos indicar los precios estándar por pareja:

Cinemacar (Alicante): 20€ / pareja
Autocine El Sur (Mutxamel): 15€ / pareja
Drive-In (Dénia): 10€ / pareja

Aunque parezca que cobren más en Cinemacar al ofrecer un precio mínimo de 20€, quizás para algunos no sea tanto, si vamos 2 personas. Si bien, ¿qué tal si vamos con el coche lleno, con las 5 plazas ocupadas?

Cinemacar (Alicante): 35€ / 5 personas
Autocine El Sur (Mutxamel): 33€ / 5 personas
Drive-In (Dénia): 25€ / 5 personas

En este caso, en Dénia, van a tener suerte. Un buen ahorro. Los de Alicante y Muxamel, pues apenas notarán la diferencia.

Conclusiones

Sobre precios que no sea. Cogeremos buen sitio. Esperaremos a que vengan promociones y mejoras. Las medidas Anti-Covid nos parecen algo exageradas aunque queremos la salud para todos. Tiene una cosa muy buena es que no tendremos que movernos después de ir al cine a buscar un sitio para comer.

Por otro lado, Cinemacar, está empezando, dejémosles respirar. Han hecho un gran proyecto en momentos de crisis, y ahora poco a poco, irán mejorando en donde vean que puedan. Si es mito o realidad, la respuesta la sabremos más adelante. De momento han cumplido en un tiempo record lo que prometieron. El ponerse a servicio de la gente, les llevará lejos.

Y finalmente pensamos que la temporada de verano, aunque en Alicante es larga, llegará el otoño, las lluvias y el mal tiempo, y este concepto, solo es aprovechable al aire libre y con buen clima, así que disfrutémoslo al máximo. Luego llegará la feria de Navidad, o algún circo, allí mismo, que también los queremos, y Cinemacar se irá. Larga vida.

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *